26 may. 2010

Castilblanco de los Arroyos (Sevilla)


Parque de El Berrocal - Acuarela (10 abril 2010) - 20,5 x 26,5 cm.

De Caltilblanco de los Arroyos salí hacia las once de la mañana por haber dejado la tarjeta de mi cámara fotográfica metida en el ordenador de la casa de cultura y haber tenido que esperar a su apertura. Mi amiga Txaro que iba muy mal de pies pues ampoyas no la dejaban caminar, había optado por la única solución que tenía, coger un taxi, que dada la hora que era decidí compartir con ella hasta la entrada en el parque de El Berrocal. Me había ahorrado el asfalto por donde transcurre el camino y al llegar coincidí con los peregrinos que habían salido de Caltilblanco a las ocho a los que saludé y me introduje por el portón de este parque de la Sierra Norte de Sevilla. Sierra de lomas suaves, dehesas de encinas y alcornoque entremezcladas con bosque mediterráneo y algunos cultivos de olivo.
Habría caminado unos tres kilómetros y entre las encinas se dejaban ver charcas que le daban frescor al paisaje. Me aparté del camino y me acerqué a una de ellas, amplia y acondicionada como zona de recreo y me puse a pintar en la orilla mientras a mi espalda algunos peregrinos aprovechaban para, a la sombra, disfrutar de un tentempié, descansar y disfrutar del paisaje. Según se avanza la dehesa va aclarándose y poco a poco se accede a una zona en la que van apareciendo pinos y eucaliptos. Los últimos kilómetros del día se hacen duros, como todavía no ando muy bien de forma física, diría que durísimos. Estaba comenzando el ascenso al alto de El Calvario. Por algo llevará ese nombre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada